Resumen del año 2020: Lo que queda por llegar [3/5]

Gartner cree que el próximo quinquenio van a ser crucial para el mercado TIC, donde fabricantes y proveedores sufrirán el embate de movimientos telúricos en el sector con grandes adquisiciones y quizás sonadas desapariciones… que obligará a todos a estar muy atentos, considerar el adoptar nuevas vías de negocios, adaptar su oferta al compás de una demanda muy dinámica y establecer nuevas relaciones y alianzas con el ecosistema. La concentración de los grandes actores que ganan en escala puede llegar a superar el 50% de cada mercado.

Lo peor es que según la consultora, la mayoría de estos factores son exógenos al sector y el poder de influencia que se va a poder tener sobre ellos es mínimo: irrupción de pandemias como la sufrida, guerras comerciales entre los polos opuestos y necesarios, cambios radicales en los hábitos de consumo, irrupción de nuevos actores disruptivos… Por ejemplo, las tensiones comerciales y cambios en el equilibrio geopolítico. A medida que los proveedores dan servicio a clientes globales y se expanden geográficamente, situaciones como la relación entre Estados Unidos y China influyen quieran o no en sus estrategias de producto, consecución de clientes, rendimiento comercial y desarrollo corporativo. Toca no poner todos los huevos en la misma cesta, ni eso de en donde tengas la olla…

El teletrabajo se ha dado bien en este estadio inicial, la novedad y la conciliación pesan a su favor, pero en un uso prolongado en el tiempo puede tener consecuencias no evaluadas aún, en especial si son decisiones impuestas y no voluntarias. No todos los perfiles psicológicos están hechos para soportar jornadas en soledad continua, que pueden derivar en problemas de colaboración e incomunicación con el equipo. A la larga, esta posible bajada de rendimiento también puede acabar afectando al trato con clientes y proveedores, por lo que conviene tener estas eventualidades protocolizadas. No es todo ahorro de costes en metros cuadrados de oficina y viajes de negocios. La adaptación a los cambios en la demanda y las expectativas de los clientes exigirá la aceleración de las estrategias digitales, la automatización de tareas y soluciones de interacción multicanal.

En cuanto a la relación con proveedores y competidores, tecnologías emergentes altamente específicas supondrán una barrera inicial y una ventaja, pero a medida que sus ciclos de adopción se acortan y se democratiza su acceso por coste, esta oportunidad inicial se torna también en un desafío, pues empresas de un segmento colateral puede ampliar su gama de servicios e irrumpir en nuestra parcela. Habrá que hacer muy bien la elección de los socios y compañeros de viaje, de ajustar los tiempos de inversión y amortización a una dinámica tan cambiante. Agilidad y elasticidad son ingredientes básicos, así como la participación en diversos ecosistemas, hojas de ruta simultáneas y planes B siempre a mano.

Respecto a tecnologías, 2020 ha servido de consolidación de algunas e inicio de otras. La Red 5G que proporciona mayor velocidad, densidad y alcance va poco a poco extendiéndose por las principales capitales, aunque aún lejos de un uso común pero ya hay algunos proyectos funcionando y dispositivos telefónicos que lo incorporan. El WiFi6 sí está teniendo mayor acogida, sobre todo en campus universitarios y centros educativos, aunque el sector hotelero que iba a ser el principal beneficiario ha visto paradas todas sus inversiones por las circunstancias. Y otras tecnologías como microwave de 60 Ghz también extenderá el Internet de calidad allí donde no llega el cable.

La analítica aumentada y el uso masivo de la narración de datos también empiezan a florecer en el capítulo de Big Data, con opciones cada vez más estandarizadas y que se pueden montar as-a-service. A su vez modelos más específicos para necesidades core de la empresa se pueden desarrollar ad-hoc para dotar de más inteligencia al negocio, en una transición del modelo de autoservicio a la autosuficiencia. La nube también proporciona cobertura al IoT y al edge, extendiendo la capilaridad del circuito de datos y sensorizando dependencias e instalaciones fabriles y haciendo las ciudades más amigables.

La imagen se abre camino cada vez más, no solo a través de sistemas de videocontrol, sino también la televisión en streaming pero sobre todo el auge de las videoconferencias como norma para establecer contacto social y laboral. Pantallas grandes las preferidas y 8K en los top gama. Los sistemas de voz también se van asentando tanto en la empresa como en el hogar. Los chatbots son capaces de mantener conversaciones personalizadas en tiempo real y sirven de primer escalón de contacto y a menudo el único también al solventar problemas y dudas de bajo nivel. Mientras que los asistentes y buscadores cada vez son más potentes y perfeccionados gracias a su capacidad de aprendizaje.

Las tecnologías contact-less también se han desarrollado debido a la pandemia: controles de acceso por reconocimiento facial, toma de temperatura a distancia, eyetracking, sistemas de apertura y paso basados en tarjetas y tokens, prepago de servicios… Cada vez tenemos más tecnología embebida en nuestras acciones cotidianas de las que poco somos conscientes hasta que dejan de funcionar.

contenido extra:

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: